Alcañiz y María, 1809.
Tras la caída de Zaragoza, Napoleón creyó sometido todo Aragón, por lo que decidió enviar al V Cuerpo hacia Castilla, quedando en Aragón sólo el III cuerpo, muy maltrecho tras el asedio de la capital aragonesa. Mientras tanto, la Junta había decidido crear un segundo Ejército de la Derecha o de Aragón y Valencia para cuyo mando se designó al general Blake. Conociendo la debilidad de los efectivos franceses en Aragón, Blake tomó la iniciativa y el 18 de Mayo marcha desde Valencia, desalojando al Gen. Laval de Alcañiz. Suchet, recién nombrado comandante del III cuerpo, acude a toda prisa al sur de Aragón. Ante la rápida reacción francesa, Blake decide esperarles con su ejército desplegado delante de Alcañiz, con el serio inconveniente de tener el río Guadalope a su espalda. El 23 de Mayo se entabla batalla, que es indecisa. Tras una serie de ataques y contra ataques, Suchet se retira del campo de batalla sin que Blake se decida a perseguirles quizá por la debilidad de su caballería o por el buen orden que parecía mantener el enemigo. Tras este combate, ambos bandos recuperan fuerzas y reciben refuerzos.

El 10 de Junio Blake decide avanzar sobre Zaragoza, y Suchet se decide a defenderla sobre el río Huerva, dejando sólo una pequeña guarnición en Zaragoza. El día 15 Blake avanza más allá del pueblo de María, desplegando en dos líneas frente a las fuerzas de Suchet. La batalla no se entabla hasta las 2 de la tarde. Tras un primer choque indeciso, la caballería francesa ataca el flanco derecho español, derrotando a la caballería española y tomando un puente a retaguardia imprescindible para la retirada de la artillería. Esto decidió la batalla. Los españoles pese a rechazar varios asaltos, finalmente se vieron obligados a retroceder a en buen orden pero abandonando numerosas piezas de artillería.

Blake se retira a Belchite, donde el 18 vuelve a intentar atacar a Suchet. No se puede decir que la posterior acción de Belchite fuera una batalla sino más bien una desbandada que acabó con las esperanzas del Ejército de Aragón y Valencia de reconquistar la capital Aragonesa,... al menos por el momento.


La Batalla de Castalla, 1813.
A mediados de marzo de 1813 las fuerzas aliadas que hacían frente al Mariscal Suchet en Valencia se desplegaban entre Alcoy y Yecla. Suchet decidió no esperar a que los anglo-españoles atacaran o se reforzaran y tomó la iniciativa atacando y desalojando a los españoles de Yecla el 11 de abril, que sufrieron numerosas bajas, y a los británicos de Villena. Al día siguiente, las fuerzas francesas llegan ante Castalla, donde les esperan varias divisiones aliadas. Suchet intenta aprovechar un vacío en el dispositivo del ala izquierda aliada, pero el error es corregido a tiempo y los franceses son rechazados. Juzgando imposible o demasiado costoso atacar, Suchet decide retirarse, dejando atrás una retaguardia de tres batallones sin que los anglo-españoles se decidan a perseguirles.


Stock: Agotado.

Precio:













Fichas y marcadores.



Mapas:


Batalla de Alcañiz


Batalla de Castalla


Batalla de María.

[Pinchar sobre las imágenes para verlas a mayor tamaño y resolución]
La Sombra del Aguila Vol. I
Las batallas de Alcañiz, María y Castalla
Contenidos
* 320 fichas y marcadores.
* 3 mapas, 1 por cada batalla (2 de 60 x 52 cm y 1 de 50 x 50 cm).
* 1 hoja de ayuda.
* 1 cuaderno de reglas generales y de escenario, dossier histórico.